Durante una semana un grupo de 22 alumnos y dos profesores del instituto han estado en Búbal (Huesca) participando en el Programa de Recuperación de Pueblos Abandonados. He aquí el relato de su experiencia:

Día 1 de noviembre

Salimos del I.E.S. José Mª Pereda a las diez de la mañana. Tras otras dos horas de viaje, paramos a comer en un pueblo llamado Liedena, donde permanecimos el tiempo suficiente para poder comer el bocata. Después salimos hacia Jaca, donde llegamos sobre las cuatro y cuarto.

Atravesamos el Valle de Tena admirando el paisaje otoñal lleno de colorido. Llegamos a Búbal a las seis menos diez de la tarde y nos recibió un precioso mastín blanco, que responde al nombre de Bogart. A continuación conocimos a José Antonio, que era el responsable del mantenimiento.
Tras nuestro primer paseo por Búbal conocimos el grupo de Alcalá de Henares con el cual íbamos a convivir toda la semana.
Luego conocimos a Javier, monitor más antiguo, y él nos distribuyó las habitaciones en las que nos aposentamos.

El grupo de mantenimiento ya estaba designado y ellos prepararon las mesas para la cena de las nueve. Después acudimos a la iglesia y allí nos presentó en fotos a todos los monitores mediante un juego de conocimiento. Nos pusieron un vídeo de presentación de Búbal y las normas que debíamos acatar.

Día 2 de noviembre

Nos levantamos de la cama a las 8:00 de la mañana muy cansados del viaje del día anterior. Desayunamos a las 8:30 de la mañana. Tras dicho desayuno los monitores nos repartieron en grupos de seis personas de los dos centros, para participar en un juego y conocer Búbal, este juego finalizó a las 11:00 de la mañana. Después de comer la manzana con los mismos grupos empezamos a trabajar en diversos tajos.

A las 3:15 de la tarde salimos para conocer la presa de Búbal sobre el río Gállego en el valle de Tena. Dicha presa tiene estas características:
El agua de la presa esta a 1062 metros sobre el nivel del mar.
Tiene 3 maneras de liberar agua:
1. Turbinas
2. Servicios
3. Aliviaderos: tiene 3 y uno de ellos es automático.
Limnografo: mide la presión del agua sobre la presa.
Tiene 54 metros de altura más 25 metros excavado en roca pura hacía abajo.
La anchura máxima de la presa es de 35 metros de espesor.
Es una presa de gravedad el propio peso de la presa contrarresta el empuje del agua.
Después fuimos a visitar un pueblo cerca de la presa, llamado Polituara, el cual se encuentra también abandonado. Comparamos su arquitectura con la de Búbal.

Día 3 de noviembre

Por la tarde Javier nos explicó en qué iba a consistir el taller de antropología. Con este juego se pretende conocer el museo etnográfico y sus diferentes salas. Cada monitor tenía asignado un papel (Nuria, Señora Orosia; Javier Don Felix el notario…).
A las seis hemos merendado un bizcocho con chocolate y a las 6:30 el proyecto del centro “Los valores en los jóvenes adolescentes de final del siglo XX”. Otro grupo se dedicó a hacer un estudio comparativo entre la casa rural cántabra y la del alto pirineo oscense.
Por la noche hicimos una Gymkana con diversas pruebas lúdicas con premios para todos los grupos.

Día 4 de noviembre

Después de la comida el grupo de Alcalá se dirigió a Biescas y los de Santander a Piedrafita.
Durante la excursión a pie hablamos con el monitor Raúl sobre la formación de los Pirineos. Nos dijo que en época de las glaciaciones los Pirineos llegaron a medir 12000 metros aproximadamente de altitud.

También hablamos sobre el tema de las brujas, el cual nos impresionó, como pudo ser el hombre más rico del pueblo que fue acusado de brujería.
Es importante que tengamos en cuenta que era costumbre repartir o incautar los bienes del acusado, y era ciertamente que nadie saliese absuelto, este hombre poderoso, influyente y guapo había mantenido relaciones con muchas zagalas de la zona, y acabo ahogado.

Jesús nos enseño el museo y nos explicó las costumbres y usos más comunes del lugar, los utensilios de brujería y la toponimia de las brujas.
Después de ver esto a las 8:30 de la tarde cenamos y a las 9:20 algunos voluntarios fueron a dar de comer a los conejitos. A las 9:40 Jesús nos explicó el juego de roll: “El juicio de la Señora Orosia”. Cada casa tenia que interpretar un papel a favor o en contra en la acusación a esta mujer del lugar de brujería.

A Las 10:00 fuimos todos a la Iglesia del pueblo para caracterizarnos cada uno con su personaje. La señora Orosia resultó absuelta de brujería.

Día 5 de noviembre

A las 3:30 empezamos los talleres de naturaleza:
1. Escalada
2. Pactos con la naturaleza
3. Mountain bike
4. Taller de orientación
5. Barranquismo
6. Observación
Por la noche Jesús nos amenizó con:
“Leyendas del Valle de Tena junto al fuego”.
Misterio y emoción de la luz del valle.

Día 6 de noviembre

Durante el desayuno Javier nos dijo que cogiéramos una gorra, había varios colores de gorras y cada color pertenecía a un país distinto.
Empezamos los tajos ya por última vez puesto que por desgracia al día siguiente nos íbamos a ir ya. La hora del bocata se adelantó debido a un juego llamado “El juego del mundo”.
Había 4 pruebas:

Epidemia y vacunas

Fábrica de helados

Examen en la biblioteca

Puzzle.

Con cada prueba conseguida se pagaba a cada país con “Blasillos”, moneda oficial de Búbal.

A la hora del almuerzo, es decir, inmediatamente, nos sentamos todos por países, pero hoy los bocatas los sirvieron los propios monitores, sacando bandejas con diferentes número y tipos de bocatas. La comida que te daban dependía del país en el que estuvieras colocado.
Después de acabar el juego hicimos una pequeña reflexión sobre cómo esta el mundo actual y cómo se podría ayudar a los países en vías de desarrollo.

A las 2:00 comimos. A mitad de la comida comenzaron los llantos y hubo huelga de comida tras conocerse la noticia de que posiblemente el grupo de Alcalá tuviera que salir inesperadamente esta noche y comenzamos a entonar cantos de despedida.
A las 4:00 tuvimos que reunirnos por casas para contestar la encuesta de nuestra estancia en Búbal. A las 5:00 asamblea para poner las ideas en común, secretario Raúl, coordinadora Carmen B. Y también estaban Montse y Javier.
A las 6:00 Merendamos una pera o una manzana y a las 6:30 empezamos el proyecto de grupo.

Día 7 de noviembre

Hoy ha sido el día más triste de nuestra estancia en Búbal al tener que despedirnos de nuestros queridísimos amigos de Alcalá de Henares.
A las once comenzamos el viaje y todos estabamos llorando o mirando por la ventana del autobús para ver cómo nos alejábamos de aquellos maravillosos amigos que habíamos hecho en Búbal.
El viaje no tuvo nada especial debido a que la gente durante más de la mitad del trayecto estuvo dormida o en silencio debido a la tristeza que nos asolaba.
Hoy es un día de esos de los que se te quedan en el fondo del corazón tras la emotiva despedida que tuvimos.
Hicimos tres paradas:
1. Una en Jaca: visita a La Seo de Jaca
2. Otra en una estación de servicio de Vitoria
3. Y otra en Laredo
Llegamos por fin del viaje a Santander alrededor de las seis del la tarde.

Trabajo original